MINISTERIO

MINISTERIO DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS  IGLESIA MANANTIAL FUENTE DE AGUA VIVA
————————————————————————————————————————————–

EL MINISTERIO DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS MANANTIAL FUENTE DE AGUA VIVA INICIO OPERANDO EN DICIEMBRE DEL 2008 EN LA CIUDAD DE SANTA ANA CALIFORNIA.

ES UN MINISTERIO EVANGELISTICO QUE CREE EN UN SOLO DIOS MANIFESTADO EN EL PADRE, EN EL ESPÍRITU SANTO Y EN LA DEIDAD DE CRISTO. CREEMOS EN LA RESURRECCIÓN DE LOS MUERTOS, EN LA VIDA ETERNA Y EN EL JUICIO FINAL. CREEMOS EN LA SANTIDAD AUN EN LO QUE CONCIERNE EN LA ALABANZA.

CREEMOS EN LA SANIDAD DIVINA, EN LA LLENURA DEL ESPÍRITU CON LA EVIDENCIA DE HABLAR EN LENGUAS Y EN LA EXPULSIÓN DE DEMONIOS  COMO HERENCIA DE LA IGLESIA DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS. CREEMOS EN EL ARREBATAMIENTO DE LA IGLESIA Y EN LA VENIDA DE JESUCRISTO.

Nuestras Reuniones Y Dirección de Nuestros Locales
EN CALIFORNIA.  EN  1107 S HARBOR  BLVD SANTA ANA CA 92704
CON SERVICIOS MIÉRCOLES Y VIERNES A LAS 7:00 PM Y DOMINGOS  A LAS 12:00 PM

EN WASHINGTON CON DOS LOCALIDADES  1…1028  SHERIDAN AVE  PROSSER WA 99328
CON SERVICIOS  MARTES Y VIERNES A LAS 7:00 PM  Y DOMINGOS A LAS 12:00 PM

2…311 W 3RD ST WAPATO WA 98951
CON SERVICIOS LOS DIAS JUEVES A LAS 7:00 PM Y DOMINGOS A LAS 6:00 PM

Valoramos el Señorío de Cristo.
Reconocemos a Cristo como la Cabeza de nuestra iglesia y nos sometemos a Su autoridad y a Su voluntad en todo lo que hacemos. [Ef 1.22-23]

Valoramos la Escritura.
Valoramos la enseñanza de la Escritura. [2Tim 3.16]
Valoramos aprender la Escritura. Creemos que un seguidor de Cristo siempre procurará crecer en la Palabra de Dios (en su conocimiento y su aplicación de ella). [2Tim 2.15; Ecl 10.10]

Valoramos la oración.
Dependemos de la oración, tanto en público como en privado, para todo lo que hacemos como cristianos y como una iglesia. [1Jn 5.14-15]

Valoramos el compromiso completo con el Señor Jesucristo.
Creemos que proseguir a este nivel de dedicación es lo que Dios espera de cada cristiano. [Flp 3.12-14; Apoc 3.15-16]

Valoramos el culto auténtico.
Valoramos la autenticidad en el “culto privado”. [Rom 12.1-2] Esto quiere decir que valoramos la vida real (auténtica, sin hipocresía). Entendemos que somos personas comunes y corrientes, y que no somos perfectos (sin pecados, sin vicios, sin problemas). Reconocemos nuestras limitaciones como seres humanos y recurrimos a la gracia de Dios cuando fallamos para seguir prosiguiendo a la meta de ser como Cristo. Además, valoramos una vida de carácter cristiano. Queremos desarrollar un carácter como el de Cristo a través de las convicciones (sabiendo qué creemos y por qué lo creemos) y la integridad (viviendo conforme a nuestras convicciones en público y en privado).

Valoramos la autenticidad en el “culto público”. [Heb 10.24-25] Creemos que el culto público debe ser una extensión del culto privado Valoramos la expresión personal de cada persona cuando se hace todo decentemente y con orden.

Valoramos la libertad.
Creemos que es la tarea del Espíritu Santo, no la de ningún hombre, controlar a cada miembro del Cuerpo de Cristo conforme a la voluntad de Dios (tal como se revela en la Biblia). [2Cor 3.17; Rom 8.14]
Sin embargo, entendemos que esto no nos excluye de la responsabilidad delante de Dios de reprender las “obras infructuosas de las tinieblas”. [Ef 5.11; Mat 18.15-17]

Valoramos la “actividad propia” de cada miembro.
Valoramos la diversidad porque Dios ha hecho a cada persona diferente, con diferentes talentos, dones, personalidad y pasión (pasión para ministerio). Ef 2.10]
Procuramos equipar a cada miembro para su actividad propia, para que pueda hacer con excelencia y eficacia las obras que Dios tiene para él. [Ef 4.16]